jueves, 30 de septiembre de 2010

PROCRASTINACION

“Nuestro desafío básico no es aprender, sino desaprender nuestros antiguos paradigmas”
GLORIA STEINEM

Si usted ha tenido en mente justificaciones preguntas y como estas: Me tiene más preocupado de lo habitual mis tareas, mis actividades debo hacerlas perfectas, no me alcanza el tiempo para nada, siento que todas las tareas se me vienen encima, hare esta tarea mas tarde pues tengo una semana para ello, iniciare con actividades más placenteras y luego hare las más aburridas o poco gratificantes, me voy a volver loco con tantas cosas que quieren se hagan para ya, como hago para que el tiempo me alcance?, como manejo el estrés de las actividades diarias?, será que yo si puedo con este trabajo?, como le hago entender a mi familia que esto a mi no me satisface? , mi vidas me quedo grande? Será que esto que me propongo hacer si lo lograre? y otras similares, es muy posible que usted haya entrado o este desarrollando un cuadro conocido como procrastinación o postergación (pro=futuro, Crastinus=cortar), definido como una constelación de conductas cuya meta final es buscar la satisfacción y ejecutarlo las actividades placenteras dejando de lado lo urgente e importante, generando en el sujeto una serie de desajustes emocionales, cognitivos y conductuales que le impiden conseguir objetivos y actividades altamente recompensantes a largo plazo.

Actualmente a mi consulta asisten personas con este cuadro, regularmente con motivos de consulta como estoy deprimido, vivir no vale la pena, no tengo motivación para terminar mi tesis, mi carrera o mi doctorado, “perdí la oportunidad de mi vida y esto es un desastre” , “me siento muy inseguro/a”, indagando a mayor profundidad encuentro un cuadro de postergación que mantiene estas conductas o diálogos internos .

Queda entonces claro que no es por falta de voluntad, ni por ser inseguro , ni a causa de la inmadurez o falta de motivación, o como podría referir el folclore psicológico “por no tener autoestima”, ya que estas conductas van mas haya, obedecen a una serie de inhabilidades que debemos trabajarnos y trabajarle a el paciente, esto es muy importante por que para sorpresa de unos y tranquilidad de otros, todos postergamos de una manera u otra forma alguna vez en la vida.

Pero si bien es cierto nuestra conducta esta descrita y encontramos elementos para modificar o justificar nuestro accionar, no podemos quedarnos allí contemplado nuestro autosaboteo, es hora de tomar cartas en el asunto y no postergar el detener la postergación, para ello se sugiere.

-Identifique en que área esta postergando (Salud, deporte, relaciones afectivas, estudio, trabajo etc )
-Salga con tiempo para sus citas, haga las cosas menos motivacionales primero, plantéese objetivos sencillos con el fin de lograr una meta propuesta , poco a poco llegue a su meta.
-Evacue lo urgente primero y luego lo importante.
-Cuestione su perfeccionismo.
- cuestione su tendencia a evaluarse como fracasado
-Haga primero lo suyo y luego, si sea salvador de otros.
-Tienda a una filosofía hedonista a largo plazo y no a corto plazo como la actual.
-Finalice las tareas con anterioridad y luego recompense con activas placenteras de ocio o que generen bienestar.

Pero si esto faya busque un antipostergador que podría ser una persona de sus afectos o un terapeuta en ultima instancia, por que a esta hora del partido usted estaría postergando su recuperación.

“Hago lo mejor que sé, de la mejor manera de que soy
capaz y pretendo continuar haciéndolo así hasta el final.”
ABRAHAM LINCOLN

PEDRO AGUSTIN GARZON VANEGAS